Romantisísmico: los sentimientos que te hacen temblar.

Entrevista y Texto: @fo_batman / @kevinfripp

La tierra a veces tiembla y también el corazón. Tiemblas cuando conoces a alguien que te gusta mucho, después de una escena de seducción y también cuando hay más contacto físico. El temblor del cuerpo es un efecto que se produce en estados de sobreexcitación y ansiedad: descargas de adrenalina corren rápidamente por el torrente sanguíneo y el cerebro no registra un desahogo de éste. El flujo de adrenalina se contiene, saturando el sistema nervioso y, eventualmente, los músculos se llenan de sangre que causan temblores, mayormente en las piernas y los brazos. Es un efecto complejo, pero que demuestra que el grado de excitación que se siente sobrepasa los límites.

Romances y sismos: dos palabras yuxtapuestas que Babasónicos utiliza en su más reciente material, al que llamaron ‘Romantisísmico’. Un álbum que expresa sentimientos que hacen vibrar. Los temas son una montaña rusa de sensaciones que fluyen por todo el cuerpo; van y vienen en las diferentes etapas del romance. En WMP tuvimos la oportunidad de entrevistar a dos miembros vitales de la banda: Diego Uma y “Panza”, los cuales se mostraron amigables a la hora de recordar las etapas en que comenzaban a dar shows en México.

Uma: “Una vez tocamos en un pasillo en León; Toño tocó en una baño y Gabo tocó en una pieza de al lado. La banda sólo se veía Mariano, Panza, medio hombro mío y Adrián” (risas).

Panza: “En otra ocasión hicimos un show en Aragón; había un festival en la calle, tocaba como principal Tijuana No. Nosotros llegamos con un colectivo y la gente vuelta loca nos movían el coche”.

Uma recuerda entre risas: “Entramos por unas casitas para llegar a la parte de atrás del escenario, y veíamos a abuelitas cocinando enchiladas, los nenes viendo la televisión y les pasaban todos los rockeros por delante. Esa fue la primera vez que comí enchiladas”.

Como es bien sabido, el país está lleno de acérrimos fans de todas las bandas -así sean diez o mil-, los “cualquierbanda-lievers” se entregan a su artista cual cristiano a Jesús. Babasónicos nos contó su opinión al respecto:

babasdiegopanza

Panza: “Más allá de las comparaciones -que no están muy bien a veces-, sí, como que los mexicanos son más ávidos del arte. En general, están esperando que uno venga a tocar. Y abren el corazón, digamos, más que en otros países, y eso se siente siempre que venimos acá desde el 95; desde entonces sentimos eso, que la gente estaba ahí con nosotros y eso es algo que se percibe. Incluso la gente tiene menos prejuicios y respeta al artista que sea que se suba al escenario”.

A pesar de su gran trayectoria, Babasónicos sigue teniendo aspiraciones y metas. Una de ellas es tocar en Japón, ellos lo contaron así. Panza: “Como en Alphaville, “Big in Japan”. Nos encantaría tocar en Japón, hemos tocado en Europa, en un montón de lugares, pero no hemos llegado a Asia”.

Uma: “Estamos cerca de lograrlo porque ellos son una cultura que absorbe todo lo de occidente,  quizás ya se pudrieron de lo anglo, y empiezan a agarrar lo latino; quizá tengamos más suerte ahora que son potencia”.

En su idea de hacer música, aún circula el sentido joven de la misma, siempre con visión madura la intención de superar sus propios logros.

Panza comenta: “Lo que queremos es siempre divertirnos y apuntar hacia un camino que nos proponga algo excitante. Esa es nuestra lucha interna como banda y eso se transmite hacia afuera”.

Uma: “Siempre tenemos que sorprendernos a nosotros, yo sorprenderlo a él, él sorprenderme a mí, las cosas a medias no nos gustan”.

Al igual que cualquier otra banda con muchos años en el medio, Babasónicos han tenido sus altibajos. Uno que tienen muy presente y que les dio inmensos dolores de cabeza fue durante la mezcla del álbum ‘Jessico’ (2001). Éste es su recuerdo:

babasdiegouma

Uma: “La mezcla de “Deléctrico” duró 23 horas y pico; casi 24 horas sin dormir, sin descansar, sin nada. Y fue el último tema que hicimos de ‘Jessico’. Ya no nos daba más la cabeza, no podíamos entender qué era lo que le faltaba al tema para terminarlo. El productor es una persona que trabaja muy tranquilamente, es muy pacífico. Él no tenía ningún problema, incluso las 24 horas le venían bien. Lo último que recuerdo es ir cargando las cosas con Panza y con Gabo en los autos, partiendo con sol a las diez de la mañana con una comezón de haber mezclado todo el disco, pero estábamos súper contentos”.

Las transiciones no pasan inadvertidas en sus álbumes. El sonido fue tomando forma y se reflejó a cada salto que daban de un álbum a otro. Uno de los conflictos más grandes en encontrar un sonido -que diera pie a cambiar el estilo- y hacerlo un poco minimalista, se dio de ‘Miami’ a ‘Jessico’. Así lo cuenta Uma:

“Nos costó bastante trabajo pasar de ‘Miami‘ a ‘Jessico‘; intentar ser simples es muy difícil, y la idea era como que todos tengamos la menor cantidad de canales sonando a la vez y que simplifiquemos las melodías, las armonías. Fue algo que lo hicimos por puro gusto, pues no teníamos ni compañía en ese momento”.

Panza: “Ese fue un disco de un punto de inflexión, donde la banda nos encontrábamos con recursos mínimos, lo hicimos en una sala de ensayo que armamos por nuestra cuenta. Y, a pesar de todos los recursos mínimos, logramos un resultado enorme, eso fue un momento muy feliz”.

Los Babasónicos viven, de cierta forma, despreocupados; a sus fans siempre los tienen contentos, son muy creativos, cada álbum que lanzan se convierte en un hit y dan un show entregado cada que se suben al escenario. “A nosotros no nos preocupa tanto eso, sino hacer buenos discos que es lo más difícil, después si hacemos un mal disco es difícil que alguien lo venda”. Por todo esto “Los Babas” se han convertido en un referente obligado de la música en español que ha traspasado barreras.

babas2

Para finalizar nos contaron qué significa para ellos WMP:
Diego: “A mí me parece una radio; me surge una distribuidora de datos, radio o emisora, pero no sé, falté al colegio ese día” (risas).
Panza: “A mí me parece la ‘W’ como al oeste, el Western, pero es algo que no es de aquí”.

Leave a Reply